A lo mejor Emilio Lozoya Austin es daltónico…

Templo Mayor

Templo Mayor

22 de Noviembre de 2020

A LO MEJOR Emilio Lozoya Austin es daltónico, pues en todas las acusaciones contra políticos corruptos que ha hecho, ¡no aparece el Verde!

Por alguna extraña razón, los señalamientos hechos por el priista se enfocan básicamente a un grupo de exlegisladores panistas que hoy son gobernadores de estados en los que el PAN es competitivo.

Y, casuaaalmente, ya también se involucró a Felipe de Jesús Cantú, quien está peleando la candidatura albiazul a la gubernatura de Nuevo León.

COMO hipopótamo aventándose en alberca, Lozoya salpicó a todos… menos a los del Partido Verde.

Y el detalle llama mucho la atención, pues si el PRI tuvo aliados en el sexenio pasado fueron precisamente los legisladores del PVEM.

Nombres sobran, empezando por el marrullero Arturo Escobar, los entonces senadores Pablo Escudero y Carlos Puente; o el mismísimo Manuel Velasco Coello, que como gobernador se encargó de que Chiapas fuera el primer estado en aprobar la reforma energética por la que se habrían pagado sobornos en maletas.

Que Lozoya no los mencione en el recuento de transas, ¿será amnesia o amnistía para los amigos de la 4T?

***

UNA DE las batallas clave del próximo año será la pelea por el control de la Cámara de Diputados.

De ahí que resulta especialmente significativo que Movimiento Ciudadano le haya encargado esa “chambita” a Salomón Chertorivski.

EL EX FUNCIONARIO federal y capitalino tendrá que coordinar los trabajos para lograr que tanto la Ciudad de México como San Lázaro se pinten de naranja o, ya de perdida, que dejen de lucir sólo el guinda de Morena.

No la tiene fácil, pero ya se sabe que a Chertorivski se le da eso de remar a contracorriente.

***

Y AHORA un rápido test para evaluar qué tan bien va un gobierno después de dos años en el poder.

a) ¿Generó más empleos?
b) ¿Mejoró el sistema educativo?
c) ¿Apoya decididamente a la cultura y a los creadores?
d) ¿Promueve la ciencia?
e) ¿Fomenta la competitividad y la modernidad?
f) ¿Mejoró los servicios de salud?
g) ¿Logró que haya menos homicidios?
h) ¿Redujo los feminicidios?
i) ¿Redujo el desempleo y ayudó a crear empleos formales?
j) ¿Sacó al Ejército de las calles y evitó una militarización del país?
k) ¿Cumplió con su promesa de descentralizar las oficinas federales?
l) ¿Está apostando por energías limpias para favorecer a las futuras generaciones?
m) ¿Defiende y reconoce a las organizaciones de la sociedad civil?
n) ¿Reconoce cuando se equivoca?

Si su gobierno tuvo más de tres respuestas “NO”, es muy probable que usted viva en México.

¡FELIZ DOMINGO!