Si bien en la creación del Paquete Económico 2020 se tuvo poco margen de maniobra por diversos gastos ineludibles, se logró aumentar el gasto en inversión y que las fianzas públicas se mantuvieran sanas, expuso Victoria Rodríguez Ceja, subsecretaria de egresos de la Secretaría de Hacienda y Crédito Público (SHCP).

Al comparecer en el Salón Verde de la Cámara de Diputados y a puerta cerrada por las manifestaciones de un grupo de representantes del sector químico, la funcionaria de Hacienda indicó que para el siguiente año se está proponiendo un gasto total por 6.9 billones de pesos, un incremento real de 0.8%, respecto de lo que se aprobó en 2019.

Rodríguez Ceja, quien asistió a la Cámara Baja para explicar el Paquete Económico del 2020, dijo que, a pesar de que se tuvo un margen del 18% en el gasto público, se pudo incrementar el gasto en inversión, el cual se había reducido de manera significativa en años anteriores.

“El gasto de inversión asciende a 759,268 millones de pesos, lo que representa un aumento 2.5% en términos reales y respecto a lo que se aprobó en 2019; es decir, crece por arriba del crecimiento total del gasto”.

Este gasto permitirá impulsar proyectos de infraestructura para atender a los sectores más vulnerables en materia de salud y educación, expuso.

La subsecretaria de egresos mencionó que entre las restricciones presupuestarias que se tuvieron está el costo financiero de la deuda, el ramo 28 de Participaciones, compromisos laborales y de organismos autónomos, los cuales absorbieron el 82% del gasto total que se propone para 2020.

Destacó que uno de los gastos que más crecieron para 2020 es precisamente el de pago de pensiones y jubilaciones, el cual presentó un crecimiento anual del 6.2% con un total de 965,200 millones de pesos.

“El Paquete 2020 se construyó con el propósito de contribuir a impulsar el desarrollo social, incrementar la inversión que promueva la creación de oportunidades para mejorar la calidad de vida de la población en salud, educación y seguridad, además de fortalecer al sector energético que es estratégico para el país y manteniendo finanzas públicas sanas”.